fbpx

Máquinas automatizadas dieron la nota y mujeres del agro contaron su experiencia en el campo

Los sistemas automatizados de las máquinas agrícolas que interpretan información, mediante programas dirigidos hacia una mayor cantidad de variables posibles, fueron la nota destacada de la segunda jornada de Innovar 2022. Las demostraciones para los productores permitieron mostrar las aplicaciones agronómicas de las innovaciones en maquinarias, según Ing. Agr. Claudio González, asesor técnico de la feria, organizada por la Unión de Empresas Agropecuarias (UEA) en Colonia Yguazú.

“Hoy tenemos información y prescripción para la siembra, uso de insumos y de fertilizantes. Los datos que generan las maquinarias agrícolas, desde la cosechadora hasta los análisis de suelos, sembradoras y fertilizadoras, permiten al productor la toma de mejores decisiones con el fin de bajar los costos en la producción y aumentar la eficiencia en el uso de insumos”, contó el especialista.

En cuanto a maquinarias agrícolas, la tendencia es el enfoque hacia la automatización, con menor manejo de parte del operario en cuanto a regulaciones, ya que la máquina misma se regula automáticamente: “Hay cosechadoras con más de 50 regulaciones automáticas mediante su propio sistema de información. Esto se da también en tractores, sembradoras y fertilizadoras”, puntualizó.

Los rubros semillero y de agroquímicos resaltaron igualmente, con las charlas prácticas, mediante las cuales las nuevas variedades de soja, pasturas, híbridos de maíz y otros segmentos dieron cuenta de las innovaciones en resistencia contra insectos, nuevos eventos y tolerancia de determinados herbicidas, agroquímicos; así como moléculas nuevas más amigables con el medio ambiente, para el control de insectos y plagas. González insistió además en el aumento de la tendencia hacia los nuevos productos biológicos, tanto fitosanitarios como fertilizantes.

El ámbito lechero tuvo su fortaleza a través del eje que persigue actualmente: el bienestar animal, mediante condiciones necesarias de manejo para que la vaca produzca de manera más eficiente en situaciones desfavorables, con estrés calórico, buscando la eficiencia de conversión del alimento, de acuerdo con González.

Los avances en genética fueron, por su parte, la estrella del sector ganadero. Según el referente, aquellos están relacionados con la mayor eficiencia de conversión del animal en kilo de alimento a kilo de carne producida. “Una mejor adaptación al ambiente de producción, apuntando a mejorar la calidad de carne, se evidenció en la conquista de más mercados de exportación”, enfatizó.

Los amantes de los fierros tuvieron también su atractivo con el test drive permanente, que continuará hasta el final del evento. Se muestra de manera constante una oferta de vehículos adaptados al trabajo agropecuario, de doble tracción y con fortaleza frente a las distintas condiciones del terreno; pero también con altas medidas de seguridad y gran confort, aspectos destacados frente a las condiciones anteriores, que buscaban más la rusticidad, tal como lo expresó el asesor.

La voz de las mujeres

En el espacio de Innovar Mujer, Roberta Paffaro; autora del libro Mulheres do agro, especificó que las mujeres tienen suficiente capacidad de gestión de personas y de administración en el campo; al tiempo de apuntar que en Brasil el 30% de los trabajadores rurales son mujeres, especialmente en la gerencia de la propiedad agrícola.
Por su parte, la ingeniera agrónoma Natalia Miserendino, de Bolivia, relató sobre la creación de un consorcio regional de mujeres en el agro que comparten experiencias, visitan las haciendas y tratan de pasar de la producción empírica a la empresarial.

De Argentina, Analía Camuzzi, socia-gerente del Grupo Camuzzi-Chini, dijo estar presente en la etapa postcosecha, con asesoramiento a empresas y formación de peritos clasificadores de cereales, además de trabajar arriba de los silos.
También participó Cristina Kress, CEO de Frutika, quien enfatizó en que la mujer debe pensar en las generaciones, y no en un crecimiento que puede darse de un año a otro, además de preocuparse por el desarrollo de la comunidad.

Finalmente, Juraci Lazzarotto, empresaria del sector agrícola, narró su experiencia de éxito, con un comienzo al llegar al país muy desafiante, pero que con el paso del tiempo permitió la expansión del negocio de su familia, que se consolidó con su oferta de silos en la región de Alto Paraná.

El programa es extenso y para más información se invita a ingresar a la web www.innovar.com.py o descargar la app Innovar Feria Agropecuaria.